Un psicólogo/a te acompaña, te guía y te enseña técnicas. Cree en ti y te anima a que lo hagas tu también.Te ayuda a tomar decisiones (pero no las toma por ti).

Se trata de un proceso transformador, de crecimiento personal y de mejora en cuanto a salud mental (en verdad, por lo menos con la experiencia en mi consulta, sé que se mejoran todos los ámbitos de tu vida)

Buscar ayuda es de valientes, y no necesariamente tienes que tener un problema «grave», sino que basta con que tengas un conflicto de cualquier tipo: emocional, amoroso, social, familiar…

«Ir al psicólogo» no es malo, es lo mejor que puedes hacer, porque SIEMPRE SIEMPRE será para mejor.

Y cualquier problema cotidiano lo vas a llevar mucho mejor con ayuda, porque muchas veces nos sentimos perdidos, deprimidos, tristes, solos, superando una ruptura, peleandonos con nosotros mismos por conseguir nuestros objetivos, etc… Y no nos paramos a pensar que tal vez, necesitemos que nos ayude un profesional.

Buscar ayuda algunas veces conlleva dos sesiones, otras cuatro, otras… Cada uno según sus necesidades.

Lo importante es que lo que te puede ofrecer un profesional es UN MUNDO DE POSIBILIDADES. En mi caso, siempre os ofrezco todo lo que tengo en mi mano, os hago trabajar en vosotros mismos, me involucro en cada uno de vosotros para sacar lo mejor de vosotros…porque todos lo tenéis.

Y con esto, solo quería deciros, que si necesitáis una mano, una ayuda, o simplemente queréis mejorar y crecer como persona… Aquí estoy ?